Lysa, robot perro guía

Lysa, el robot que es perro guía


Lysa, el primer perro guía robot que puede hacer la vida mucho más fácil a personas con discapacidad visual o movilidad reducida. Conócela.

Empoderamiento de las personas con discapacidad visual

La tecnología puede ser una gran aliada para el empoderamiento de las personas con discapacidad visual. Un dispositivo inclusivo puede ayudar a mejorar la calidad de vida en términos de autonomía, seguridad, independencia…

Es de agradecer que en los últimos años afloren muchos proyectos que contribuyen a que la accesibilidad esté más presente en la sociedad.

Una de esas iniciativas que puede ayudar al empoderamiento es el robot Lysa, del que vamos a hablar hoy, y que fue seleccionado entre las 12 mejores ideas del mundo de la Semana de la Innovación y la Tecnología de Singapur en 2021.

Lysa, el perro guía robot

Lysa es el primer robot guía que ayuda a mejorar la calidad de vida de las personas con discapacidad visual o movilidad reducida aportando autonomía, independencia y seguridad a la hora de moverse por espacios cerrados. (En un futuro en abiertos).

Puede circular en espacios cerrados ofreciendo total autonomía y seguridad.

El robot está diseñado para recibir órdenes de voz y emitir señales e información en audio sobre el entorno. Avisa cuando detecta agujeros, obstáculos o peligro de colisiones por altura. Además busca alternativas para una ruta segura.

Cómo nació Lysa y cuál es su futuro

La creadora es Neide Sellin, actual CEO de Vixsystem en Brasil, y quien desarrolló la idea de Lysa junto con sus alumnos cuando era profesora de robótica en un colegio público en 2011.

Hicieron un prototipo y lo testearon con un gurpo de 20 personas con discapacidad visual que quedaron encantadas con el proyecto.

En 2014 pasó de ser una idea a un proyecto, a una realidad. Más tarde Neide fundó el Instituto Inovar e Incluir con el que poder recaudar financiación y ayudas para seguir desarrollando el dispositivo y que llegase a más usuarios.

El primer modelo se construyó en 2017 y han seguido trabajando para mejorar el dispositivo, utilizando inteligencia artificial y GPS.

En 2021 había 24 robots Lysa funcionando en lugares públicos y privados de Brasil. Actualmente ya se han adquirido más de 100 que se utilizarán en colegios, ONGs y otras instituciones del país a lo largo de 2022.

Sin embargo, Lysa sigue en desarrollo. Ya están trabajando en la próxima generación para que pueda utilizarse en espacios abiertos.

Cómo es y cómo funciona Lysa

La funciones que ofrece Lysa surgieron de una encuesta que se hizo a personas con baja visión o ceguera y también los testeos con más de 200 personas. El feedback sirvió para mejorar detalles sobre el peso, cómo llevarlo, cómo comunicarse con ella, etc.

En cuanto a su forma, es un robot cuadrado con dos ruedas y un mango (parecido al arnés de los perros guía o el de las maletas de ruedas) para dirigirlo.

En el «hocico» están los sensores que permiten detectar la presencia de obstáculos. Los ojos son cámaras que permiten mapear el entorno para enviar avisos al usuario.

Las cámaras llevan integrada inteligencia artificial que permite reconocer imágenes. Tiene 8 sensores sincronizados para identificar objetos en altura (los que se encuentran por encima de la cintura) que no se pueden detectar con un bastón convencional, por ejemplo.

Además de la IA también integra navegación GPS y comandos por voz. Tiene botonería en braille, batería recargable y se puede regular en altura para ajustarse al usuario. Pesa 5 kilos y su precio es de 15000 reales brasileiros (cerca de 3000 euros). Bastante más económico si lo comparamos con el precio que cuesta entrenar y preparar un perro guía.

En el siguiente vídeo encontrarás un reportaje de la TV Cultura de Brasil, de noviembre de 2021, en el que nos muestran a Lysa y nos explican el proyecto. Lo único malo es que está en portugués, pero con un poco de atención se entiende bien.

Premios Fundación MAPFRE a la Innovación Social

Lysa es finalista de los Premios Fundación MAPFRE a la Innovación Social 2022 en la categoría de Prevención y Movilidad. En esta quinta edición se presentaron más de 200 propuestas desarrolladas por científicos, investigadores, estudiantes de universidades o escuelas de negocios.

El objetivo de los Premio MAPFRE es impulsar proyectos de innovación social que combinan talento, creatividad, sostenibilidad y, sobre todo, el compromiso de transformar y mejorar nuestro entorno.

El premio se entregará el 4 de mayo y saldrá de los 9 proyectos finalistas a nivel internacional. Entre ellas hay iniciativas de España, Grecia, México, Uruguay, Chile y Brasil (Lysa).

Aunque no consigan el premio, los finalistas entrarán a formar parte de la Red Innova, comunidad de emprendedores que fomenta el intercambio de conocimiento y ayuda para promocionar sus proyectos.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.